Cómo reconocer a un venezolano en la playa

Panas, el calor del verano nos grita eufóricamente una sola cosa: ¡Playa! Donde quiera que estemos, nuestro cuerpo pide ir a echarse un chapuzón, y para no extrañar tanto esas playas de Margarita, La Guaira, Falcón, Los Roques (y una larga lista de etc.), dejamos este post que les hará recordar 5 cosas típicas de los venezolanos en la playa:

1. Playa es sinónimo de rumba

Venezolanos en la playa

Para muchos, ir a la playa significa encontrar un momento para relajarse y escuchar el sonido de las olas del mar; para los venezolanos, no. Mientras más duro suene la música, mejor. Para nosotros la playa es sinónimo de rumba. Cómo olvidar esos momentos de “piques” en los que la competencia radica en quién pone la música más alta, dando como resultado una especie de remix forzado entre todos los géneros conocidos por la cultura occidental. Algo así como The Killers ft. Maluma o Maelo Ruiz ft. Rihanna.

2. Se les puede olvidar cualquier cosa, menos las birras

Cerveza venezolana

La cava, que en algunos casos también sirve como silla provisional, es la invitada especial que nunca puede faltar, y ella debe estar llena de… ¡birras! Una “fría” es la mejor compañía para el calor de la playa, y lo sabes.

3. Desayuna empanadas y almuerza pescado frito con tostones. ¡Eso es ley!

Empanadas en la playa

Venezolano que se respete entiende que el menú sagrado a la hora de ir a la playa es desayunar empanadas en el puesto de confianza, donde generalmente se encuentra una señora que maneja el arte milenario del amasado y la fritura a la perfección, y saca esas medias lunas rellenas de… amor, no hay otra palabra. Una malta para acompañar, ¡por favor!

Llegado el momento de almorzar, delivery al toldo de pescadito frito con su limón y tostones con queso rallado y salsa.

4. Chucherías

Cocosette en la playa

A media tarde, los venezolanos no pierden oportunidad para caerse a Oreo (las de siempre, las marrón clarito), Club Social, Susy y Cocosette. Si tu memoria profunda te está haciendo salivar ahora mismo, puedes hacer clic en cualquiera de esas chucherías y pedirlas desde el lugar del mundo donde te encuentres. La playa te la debemos por esta vez.

5. “Vuelve a la vida, rompe colchón, siete potencias”

Vendedor de playa

Detrás del heladero, allí, entre los muchos negocios que prosperan en las playas venezolanas (entiéndase: masajistas, peluqueros especializados en trenzas, tatuadores de henna, etc.), se escucha un grito único e inigualable: “¡Vuelve a la vida, rompe colchón, siete potencias!”. Seguramente ya lo estás escuchando en tu cabeza, y puedes ver al señor caminando por la arena con su tobo de especialidades gourmet.

 

Esta lista se queda corta frente a la cantidad de cosas típicas que hacen los venezolanos en la playa, esas que nos hacen recordar lo sabroso de nuestras costumbres, y esas otras que nos hacen reconocibles en cualquier parte del mundo. Si tienes planeado lanzarte a alguna costa lejos de nuestro amado Mar Caribe, no dejes de pasar por nuestra tienda y llévate una gorrita de tu equipo favorito o un sombrerito tricolor.


1 comentario

  • Faltaron las ostras!

    vihtorr

Dejar un comentario